Te fuiste la Navidad pasada, abuela

Ojalá me hubieses visto este año. Un 2019 de auténtico ensueño.

Dudé incontables veces. Pensé en si ese camino que no había andado nadie, sería el camino correcto. No fue fácil, muchos que prometieron ayuda me dieron la espalda. Otros, en cambio, me dieron sin pedir nada. Contrastes, cambios, y muchas, muchas sorpresas. Recibí mucho daño de quien decía quererme y mucho amor y respeto de quien ni siquiera conocía.

Mi vida se ha llenado de nuevos amigos y de nuevos abrazos. Y de nuevos abrazos de viejos amigos, que siguen ahí. De gente que no me conocía y deseaba abrazarme y conocerme en persona. De gente que quería hacerse fotos conmigo o invitarme a una cerveza. De muchísima gente buena, que he conocido en un montón de viajes que ahora forman parte de mi trabajo.

Pero sin duda alguna, logré lo que buscaba. Y recibí muchísimo más de lo que dí, demostrando que la vida es para los valientes, los que toman riesgos, y que quien busca resultados distintos, no puede seguir haciendo lo mismo.

Sólo espero seguir trabajando para que esté 2020 siga mereciendo todo ese cariño y reconocimiento. Trabajando durísimo, como tú siempre hiciste, abuela. Y que estés donde estés, te sientas orgullosa. Va por tí, Pepa, y por el tío Paco que tambien se nos fue este año, al que tanto quería y que siempre me apreció. Un grande que ahora alegrará con sus cantos otro lugar, supongo con su eterna jovialidad.

Estaré esta Navidad sin vosotros, pero todo mi 2020 será para vosotros. Que lo disfrutéis….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Paste your AdWords Remarketing code here